Skip Navigation
US Department of Health and Human Services | National Institutes of Health

Tratamientos radiológicos para los fibromas

Los tratamientos radiológicos (también llamados terapia de radiación o radioterapia) utilizan radiación ionizante—similar a la que se expone cuando se realiza una radiografía—para tratar los fibromas.

Podrían indicársele tratamientos radiológicos si desea una opción mínimamente invasiva que evite la cirugía. En general, estos tratamientos requieren una breve estadía en el hospital. Antes de someterse a cualquier tratamiento para los fibromas uterinos, debe analizar las opciones con su médico.

Embolización de la arteria uterina (UAE por sus siglas en inglés)

La embolización de la arteria uterina (UAE por sus siglas en inglés) también se conoce como embolización de fibromas uterinos (UFE por sus siglas en inglés). Este procedimiento corta el suministro de sangre a los fibromas, lo que hace que se encojan y el organismo los reabsorba.

En este procedimiento, el médico realiza un pequeño corte en la zona de la ingle e inserta un tubo (llamado catéter) en un vaso sanguíneo grande de la zona. Luego desliza el tubo hasta que llega a la arteria que suministra sangre al útero e inyecta a través del tubo partículas diminutas que llegan a las arterias y obstruyen el flujo de sangre a los fibromas. Al obstruir el flujo de sangre, los fibromas eventualmente se encogen, lo que puede aliviar los síntomas.1,2

La recuperación de la UAE lleva menos tiempo que la recuperación de una histerectomía. Algunas investigaciones mostraron que la UAE logra tratar con éxito los fibromas, pero que aproximadamente un tercio de las mujeres que se someten a una UAE vuelve a necesitar tratamiento en un plazo de cinco años.3

Dado que este procedimiento impide el suministro de sangre a partes del útero, puede afectar el funcionamiento del útero. También puede afectar la función ovárica futura si las partículas insertadas llegan a otras zonas de la pelvis como la arteria ovárica. No están claros sus efectos en el embarazo, pero hay informes sobre un aumento del riesgo de aborto espontáneo. Por este motivo, la mayoría de los médicos no recomienda la UAE a las mujeres que desean tener hijos.

Silueta de la zona pélvica con ilustración del procedimiento de embolización arterial uterina (UAE por sus siglas en inglés). Se etiquetan el catéter, la arteria femoral, los fibromas, el útero y la arteria uterina.

Ultrasonido guiado por imágenes de resonancia magnética (MRI por sus siglas en inglés)

Este tratamiento destruye los fibromas mediante ultrasonido de alta intensidad. El médico utiliza un escáner de MRI para ver los fibromas y luego dirige hacia ellos las ondas de ultrasonido a través de la piel para destruirlos. Esta opción suele recomendarse a mujeres que solo tengan unos pocos fibromas grandes.4

Los científicos todavía están estudiando los efectos a largo plazo de este procedimiento.4 Las investigaciones actuales muestran que hasta el 25% de las mujeres que se realizan procedimientos de ultrasonido guiado por MRI necesita un segundo procedimiento luego de un año.5 Dado que el ultrasonido guiado por MRI es un procedimiento nuevo, el médico podría no ofrecerle esta opción o su seguro médico podría no hacerse cargo de los costos. También puede afectar la función ovárica.

Los pacientes sometidos a una cirugía por ultrasonido focalizado guiada por imágenes de resonancia magnética (MRI por sus siglas en inglés) se acuestan boca abajo en un escáner para MRI. Se etiquetan los fibromas y el ultrasonido focalizado en el abdomen del paciente.


  1. Evans, P., & Brunsell, S. (2007). Uterine fibroid tumors: Diagnosis and treatment. American Family Physician 75(10), 1503-1508. Obtenido de http://www.aafp.org/afp/2007/0515/p1503.html en el contenido de Inglés Políticas del Sitio Web externo .[arriba]
  2. Biblioteca Nacional de Medicina (NLM por sus siglas en inglés) (11 de agosto de 2012). Uterine artery embolization. Obtenido de http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/ency/article/007384.htm en el contenido de Inglés.[arriba]
  3. Agencia para la Investigación y la Calidad del Cuidado de la Salud (AHRQ por sus siglas en inglés) (2005). The FIBROID Registry: Report of Structure, Methods, and Initial Results. (Publicación de la AHRQ N°. 05[06]-RG008). Obtenido de http://archive.ahrq.gov/research/fibroid/fibsum.htm en el contenido de Inglés. [arriba]
  4. Berger, L. (23 de octubre de 2008). A Decade of Developments in Fibroid Research. New York Times. Obtenido de http://www.nytimes.com/ref/health/healthguide/esn-fibroids-expert.html en el contenido de Inglés Políticas del Sitio Web externo. [arriba]
  5. Congreso Americano de Obstetras y Ginecólogos (ACOG por sus siglas en inglés) (2009). Uterine fibroids. Obtenido de http://www.acog.org/~/media/For%20Patients/faq074.pdf?dmc=1&ts=20121015T1425097855 en el contenido de Inglés Políticas del Sitio Web externo (PDF - 366 KB).[arriba]

Compartir: Facebook Pinterest Twitter Digg Gmail Addthis

NIH…Transformación de Descubrimientos en SaludSM